Inicio Selección Económica Unilever colabora con fabricantes de helados para reducir emisiones de neveras mediante...

Unilever colabora con fabricantes de helados para reducir emisiones de neveras mediante patentes de reformulación

Unilever Concede Licencia para Patentes de Reformulación a la Industria Heladera

Unilever concederá una licencia a la industria heladera de hasta 12 patentes de reformulación, tras el éxito de sus dos proyectos piloto para aumentar la temperatura de sus neveras de helados con el fin de reducir las emisiones de carbono.

Según informó este viernes la compañía, el acceso a estas patentes ayudará a la industria a reformular sus helados para que permanezcan estables a una temperatura de congelación menos fría: -12 °C, en lugar de la actual norma industrial de -18 °C. Se espera que, compartiendo estas patentes con otros fabricantes de helados, “la industria pueda avanzar de manera más eficiente desde el punto de vista energético en todo el mundo”.

Leer más:  The Overview Effect celebra la innovación de impacto positivo con el lanzamiento de su primer festival, Syzygy

En 2022, Unilever anunció el propósito de aumentar la temperatura de sus neveras de helados, garantizando al mismo tiempo la excelente calidad y experiencia del consumidor. Desde entonces, las investigaciones llevadas a cabo en Colworth, el Centro Global de I+D de Helados de Unilever, y dos proyectos piloto en Alemania han confirmado una reducción de energía de alrededor del 25% por nevera cuando se aumenta la temperatura a -12°C; lo que supone una mejora para el medioambiente y un ahorro económico.

El director de Helados Retail de Unilever en España, Javier Gutiérrez, declaró que “donde más incidencia podemos tener para reducir la huella de carbono es en el uso de productos lácteos y en el consumo energético de la cadena de frío”.

Leer más:  Unilever alcanza el primer puesto en sostenibilidad en el ámbito de alimentación y consumo

“La temperatura de cómo se mantienen los helados desde su fabricación hasta su consumo ha sido prácticamente invariable desde el inicio de la fabricación de helados hace más de 100 años, entre 18 y 20 grados bajo cero. Movernos a una temperatura más alta a 12 bajo cero, nos permitirá reducir el impacto de la huella de carbono entre un 20% y un 30% en relación con el consumo de energía vinculado a la temperatura”.


- Te recomendamos -
Artículo anteriorDiez emprendedores se sumergen en el modelo empresarial “reconocido” de La Fageda
Artículo siguienteEn 2022, Factorenergia obtuvo 34 millones de beneficios y ventas de 915 millones de euros, un 43% más